2021/12/14

Entrevista: Yamamori Mika

Celebramos la publicación de “Uruwashi no Yoi no Tsuki” con una entrevista a Yamamori Mika


¡El manga “Uruwashi no Yoi no Tsuki”, que debutó en el número de septiembre de la revista Dessert, por fin será recopilado en formato tankobon! El ansiado volumen n°1 saldrá a la venta el día de hoy (viernes 11 de diciembre).


¡En Spica Works les traemos una entrevista exclusiva que Yamamori Mika nos concedió para celebrar el lanzamiento del primer volumen! Tuvimos la oportunidad de preguntarle muchas cosas acerca de su nuevo lugar en la Dessert, la razón detrás del título del manga, así como las dificultades que encontró al crear a cada personaje y cada escenario de la historia.
La entrevista fue conducida, con el permiso de Yamamori-sensei, por T-san, de nuestro departamento de relaciones públicas con la colaboración de 3 de nuestros internos: K-san, S-san, y Y-san. ¡Sin olvidar la participación de su editor, Suzuki-san, quien representa a nuestra compañía! 


★ ☆ ★ ☆ ★ ☆ ★ ☆ ★ ☆ ★ ☆ ★ ☆



◆ Un nuevo hogar y su ritmo como escritora


Entrevistador T-san, de relaciones públicas (en adelante llamado “T”): Su nuevo trabajo se está publicando en la revista Dessert, que para usted es como un nuevo hogar. Con la salida del primer volumen recopilatorio a la vuelta de la esquina, me gustaría que compartiera con nosotros cómo se siente al respecto.

Yamamori: Yo todavía me siento muy nerviosa por ello. Es como si estuviera en el proceso de adaptarme, y por eso siempre estoy pidiendo disculpas dentro de mi cabeza (risas)

T: ¿Qué impresión tenía de la Dessert antes de comenzar a trabajar ahí?

Yamamori: Buena pregunta. Esta es solo mi opinión personal, pero creo que los personajes de la Dessert son de los que siempre piensan antes de actuar. Seguramente tiene algo que ver con la cantidad de páginas, pero, por ejemplo, tengo la impresión de que los personajes de la Margaret son más de los que actúan sin detenerse a pensar.

T:
Y ahora que publica un manga en esa revista, ¿sigue pensando lo mismo?
Yamamori: Así es. Cuando llegué aquí luego de estar en la Margaret, me sorprendió mucho lo diferente que es el balance entre diálogos y dibujos. Por ejemplo, el número de palabras dentro de cada bocadillo es mayor y se utiliza una fuente más pequeña. En la Dessert también se usan más líneas de texto. Es por eso que, si tuviera que dibujar la misma escena para ambas revistas, en el caso de la Margaret tendría que darme prisa para llegar rápido al próximo suceso importante, mientras que en la Dessert los personajes continuarían hablando… es algo así.

T:
¡Eso es muy interesante! Ahora que lo menciona, creo que sí existe esa diferencia entre ambas. Por cierto, Suzuki-san, ¿en su experiencia como editor, alguna vez se ha dado cuenta de eso?
Suzuki (editor): Creo que es debido a que la Dessert intenta llegar a un público de mayor edad. Además, una de esas revistas es de publicación mensual mientras que la otra sale 2 veces al mes, así que la cantidad de páginas por edición es distinta.

T: ¡Eso tiene sentido...! Yamamori-sensei, ¿eso ha afectado de alguna manera su ritmo como escritora?

Yamamori: Me ha afectado mucho. Esta es la primera vez que me publican de manera mensual, pero las diferencias han sido tantas que apenas he podido mantener el ritmo. Todavía necesito tiempo para acostumbrarme, tanto para hacer los storyboards como para hacer las ilustraciones. Cuando trabajaba para Margaret, ya que los capítulos son de unas 25 páginas y salen dos veces al mes, al hacer los storyboards trataba de que las cosas sucedieran deprisa. Si vas demasiado lento, la historia se pone aburrida. Sin embargo, la Dessert es mensual y los capítulos tienen alrededor de 40 páginas. Cuando traté de hacer las cosas con la misma mentalidad de antes, me dí cuenta de que entre suceso y suceso todavía había muchas páginas por llenar y ya no sabía qué hacer. Pero entonces pensaba “¡Voy a alargar un poco la trama secundaria!” y antes de darme cuenta me había quedado sin espacio para terminar (risas). Así que, por el momento, todavía estoy en una etapa de prueba y error.

T: Me imagino que es una situación parecida a la que enfrentan los atletas cuando corren una maratón en un lugar al que no están acostumbrados, ya que entonces no pueden determinar el ritmo adecuado.

Yamamori: Eso creo. Probablemente es similar a la diferencia que existe entre correr dos carreras cortas y correr una carrera larga.

T: ¡Así que la diferencia es muy grande...! Por cierto, su nuevo manga comenzó luego de un tiempo sin publicar nada. ¿Cómo se sintió empezar con un nuevo manga en medio de tantos cambios?

Yamamori: Cuando llegué a la compañía me sentía como si volviera a ser una novata. Todavía me siento así (risas)

T: ¿Así de serio es cambiarse de una revista a la otra?

Yamamori: Eso es lo que yo pienso.



◆ El título del manga se decidió desde una perspectiva inesperada.

 
T: Por favor, háblenos acerca del título del manga. ¿“Uruwashi no Yoi no Tsuki” tiene algún significado especial? ¿Hay alguna historia detrás de ello?

Yamamori: No tiene ningún significado especial. Escogí un título que fuera pegajoso… porque mis dos trabajos anteriores tienen nombres similares, así que pensé hacer lo mismo con el tercero.

T: Hablando de eso, ¿el título se le ocurrió después de decidir el argumento y los personajes de la historia?

Yamamori: Primero los personajes, luego el título. A grandes rasgos, quería expresar “el punto de vista de un chico cuando mira a la protagonista”.

T: ¡Vaya…! Así que el nombre del manga era desde esa perspectiva. Me tomó por sorpresa, pues no se me había ocurrido.

Yamamori: ¿De verdad? ¡Entonces me alegro! Quería que fuera un poco sutil.

T: Y la palabra “Uruwashi” (encantador) también es un poco anticuada. Es decir, no es el tipo de vocabulario que se utiliza normalmente para el título de un manga. ¿Se le ocurrió usar esa palabra así, naturalmente? ¿O es que buscó las palabras más adecuadas para un manga de este tipo?

Yamamori: A decir verdad, fue lo que se me ocurrió en ese momento. Hasta entonces, no tenía ni idea de cómo iba a llamarse. Pero cuando decidí “voy a usar a estos dos personajes”, el título me llegó enseguida.

T: Ya que menciona a los personajes, ¿La pareja de “Yoi y Kohaku” también se le ocurrió en el momento?

Yamamori: No, esa parte sí fue muy difícil.
Suzu: Eso es cierto (risas). Tuvimos muchas reuniones para arreglarlo.
Yamamori: Es que tuve que pensarlo mucho.

T: ¿Eso significa que la Yoi actual ha cambiado mucho desde aquella primera propuesta? ¿Su personalidad es muy distinta?

Yamamori: Así es. En el caso de Yoi, diría que actualmente está en su tercera evolución. Es como si ahora estuviera en su “forma perfecta”, por ponerlo de alguna manera. Kohaku probablemente está en su forma 2.5.

T: ¡Increíble! parece que ambos han recorrido un largo camino.

Yamamori: Había mucho que tener en cuenta. Fue cuestión de agregar un poco aquí, quitar un poco allá, etc.



T: Ahora vamos a hablar de sus nombres. ¿Los que tienen ahora son los mismos nombres que les puso desde el comienzo?

Yamamori: Así es, los nombres nunca cambiaron. Lo primero que hice fueron los diseños, y desde entonces ya se llamaban de esa manera. Luego de eso, fui cambiando sus apariencias y sus personalidades, pero los nombres se quedaron. La cosa es… que no son nombres que signifiquen algo en particular, ya que solo se me ocurrieron en el momento. (risas)


Entrevistador K-san (en adelante llamado “K”): ¿Siempre decide los nombres y los trasfondos de los personajes siguiendo su instinto?
Yamamori: Con los trasfondos es distinto, ya que suelo consultarlo con mi editor, mis asistentes y mis conocidos. Les pregunto “¿qué pensarías si esta persona tuviera estas características?” y así se me van ocurriendo nuevas ideas. Pero los nombres y las caras de los personajes se me ocurren así… ¡en el momento!

T: Ahora sabemos que tanto Yoi como Kohaku han atravesado muchas etapas para llegar a este punto, pero ¿cuál fue el factor decisivo que la convenció de que habían llegado a su forma definitiva?

Yamamori: Esa es una buena pregunta. ¿Cuál habrá sido el factor decisivo…?
Suzuki: Recuerdo que probamos con muchas combinaciones hasta que Yoi estuvo lista como personaje. Al comienzo, el trasfondo de la historia y los personajes eran distintos, pero durante el proceso de llevar a Yoi hasta su forma definitiva también Kohaku iba cambiando. Kohaku también pasó por muchos cambios hasta entonces. No fue sino hasta el final que decidimos enfocarnos en el hecho de que Yoi tiene el apodo de “príncipe”.
Yamamori: ¡Estás en lo cierto! Al comienzo ellos eran muy diferentes. Por ejemplo, Kohaku iba a ser uno de esos personajes introvertidos y siempre llevaría puesta una capucha.


K: ¡¿De verdad?! ¿Algo así como un lobo solitario...?
Yamamori: Eso mismo. Al comienzo, la idea era que aparecieran muchos personajes masculinos, y Kohaku sería el chico introvertido que menos destacaría de entre todos ellos. Y Yoi-chan también iba a tener una personalidad completamente distinta. Ella iba a ser una chica muy determinada, algo bajita, con el cabello hasta los hombros y un poco varonil. Esa era la idea original, pero luego alguien me preguntó si ellos dos realmente se enamorarían, y mi respuesta fue “creo que no” (risas). Luego intenté dibujar a Yoi como una chica muy guapa de cabello largo, pero aún entonces había algo que no encajaba. No sabía qué hacer.


K: ¡Así que ese es el proceso para crear a un personaje...! Debe ser gracias a todo ese esfuerzo para perfeccionarlos que ellos hacen una pareja tan llamativa, no solo por sus personalidades sino también en el aspecto visual. Es de esos mangas de los que te acuerdas sin ningún esfuerzo.
Yamamori: ¡Me alegra escuchar eso!



◆ Los rasgos visuales característicos de los personajes.


Entrevistador S-san (en adelante llamado “S”): En su trabajo anterior llamado “Tsubaki-chou Lonely Planet” (en adelante llamado “Tsubaki-chou”) aparecía una chica llamada Midori que también tenía el cabello corto y era un poco varonil. ¿A la hora de dibujar, tiene en mente alguna cosa en particular para que ambas chicas se miren distintas, a pesar de ser parecidas?
Yamamori: Esa pareja (Midori-chan y Eito) me gustaba mucho cuando estaba dibujando ese manga. Así que, cuando estaba haciendo el storyboard para mi nuevo proyecto y me quedé sin ideas, Suzuki-san me aconsejó que recordara alguna historia que siempre hubiera querido escribir. Y entonces se me ocurrió que quería hacer una historia como la de Midori-chan y Eito en Tsubaki-chou. El problema era que ahora estoy en una editorial diferente, en una revista diferente, y de todas formas no podía volver a escribir una historia que ya había hecho. Además, por mucho que decidiera retomar “solo algunos elementos”, corría el riesgo de que los lectores pensaran que era demasiado similar. Entonces tuve una idea, ¿no sería interesante si esta protagonista también es varonil, pero esta vez con un toque de “príncipe”? Y así fue como lo hice.


S: Yo pensaba que lo más importante era que las lectoras pudieran conectar con la protagonista, pero en este caso su rasgo característico es ese toque de “príncipe”, ¿no es así?
Yamamori: Así es. Pensé que debía marcar claramente las diferencias entre Midori-chan y Yoi para que las lectoras no se confundieran.

T: ¿Ese toque de príncipe que tiene Yoi está basado en alguna persona real?

Yamamori: Es una mezcla de varias editoras que conozco. Siempre acudo a mis conocidos en busca de ideas, así que esta vez tomé a las editoras como referencia.




T: ¿Hay algún detalle en particular que tenga en mente al dibujar a Kohaku?

Yamamori: Intento ser cuidadosa para que las lectoras no lo encuentren “desagradable”. Desde el comienzo, él ya está a un paso de serlo, así que siempre voy por ahí preguntándole a la gente “¿no piensas que es desagradable?” (risas)


K: Yo pienso que el apego que Kohaku siente por Yoi queda más que claro (risas)

T: Así es. Está claro que a Kohaku le gusta Yoi-chan, pero, por ponerlo de alguna manera, no da la impresión de ser un mujeriego ni parece que salga con chicas a la ligera. Nunca he pensado que sea desagradable.

Yamamori: ¿Lo dicen en serio? Me alivia mucho saberlo, ya que con cada capítulo me preocupa haberlo vuelto demasiado repulsivo. (risas)


◆ Sobre sus pensamientos al dibujar personajes masculinos atractivos y su entorno de trabajo.


T: ¿Utiliza alguna referencia a la hora de dibujar estudiantes de preparatoria? Por ejemplo, para dibujar los uniformes.

Yamamori: Intento mantenerme informada sobre lo que está de moda en cada temporada. Por ejemplo, uso de referencia a los artistas de K-POP, algunas revistas y a la gente que veo en la calle.




K: Ya se me había ocurrido que los uniformes de su manga actual se parecen un poco a los uniformes coreanos que he visto en TikTok. ¡Así que de verdad usa a los artistas de K-POP como referencia! También he pensado que los auriculares que usa Yoi le quedan de maravilla. ¿Cómo decide cuáles prendas y accesorios son los más adecuados para cada personaje?
Yamamori: En el caso de Yoi, la idea me llegó al imaginar cómo se vería una chica con aire de “príncipe”. Fue entonces cuando pensé “sería muy cool si usara corbata y unos audífonos”. El problema es que los audífonos son difíciles de dibujar, y como a mí se me olvida escribir las indicaciones, siempre siento que necesito disculparme con mis asistentes (risas).



T: ¿Hay algún punto general que tenga en mente para dibujar a chicos atractivos? Además, ¿hay alguna característica en particular que encuentre atractiva en un hombre?

Yamamori: Un punto general sería mostrar su lado más humano. Además, siempre trato de hacerlos altos para que sus cuerpos contrasten con los de las chicas. Por último, también trato de dibujarlos con un perfil atractivo. Sobre los hombres que me parecen guapos, un detalle que descubrí recientemente es que ¡me gustan los hombres con ojos cansados! (risas). Creo que hay muchos tipos de personas con miradas “peligrosas”, pero a mí me gustan esos que parece que han tenido un pasado trágico. Aquellos que tienen unas ojeras terribles son los que me gustan. El problema es que, generalmente, esos no pueden dibujarse en un manga, así que me comporto (risas).

T: ¡...No me habría imaginado que le gustan los hombres de “ojos cansados”! (risas). Bueno, anteriormente nos contaba acerca de las dificultades que enfrentó antes de la publicación del manga. Ahora, por favor háblenos de su experiencia desde que inició la serialización. ¿Hay alguna cosa que disfrute mucho? ¿Alguna dificultad?

Yamamori: Esto es algo que no ha cambiado desde hace mucho, pero la parte que más disfruto es hacer los bocetos. Lo hago todo con papel y lápiz. Los bocetos los hago en la mitad de una hoja A4, y luego los amplío al tamaño A4 para aplicar el entintado.

T: ¿Y el coloreado también lo hace a mano?

Yamamori: Completamente a mano. Creo que, entre mis conocidos, la única otra persona que todavía hace todo a mano es Nachiyan [la dibujante del dúo “Morishita Suu”] (risas).

T: ¿Hay algún motivo para seguir dibujando todo sin usar una computadora?

Yamamori: Es porque para dibujar de forma digital hay que aprenderse muchos “trucos”. Y tengo la sensación de que, si no te los sabes, el resultado tiende a verse muy cutre. Pero como a mí no se me da bien aprender esas cosas, sigo dibujando a mano por el momento.




T: ¿Los bocetos que publica en sus redes sociales también son hechos a mano? Creo haberla visto dibujando de forma digital en sus Instagram Live.

Yamamori: A veces hago algunos dibujos rápidos usando la computadora, ya que quiero acostumbrarme a ello y necesito practicar.

T: Por cierto, ya que dibuja todo usando técnicas tradicionales, supongo que escanea la versión preliminar de cada capítulo para enviárselo a su editor, ¿cierto? ¿Eso significa que tiene guardados todos los originales que ha hecho?

Yamamori: No, es que no me interesa guardar mis propios dibujos. Siempre me deshago de ellos.


Todos: ¡¿Qué?! ¡¡Pero qué lástima!!
Yamamori: Ya me deshice también de casi todos los más recientes. Aunque me pidieron que conservara los que son a color, así que esos están guardados, pero el resto ya no lo tengo. Es que no tengo espacio para eso.

T: ¡Tenía la esperanza de verlos en una exhibición algún día...!

Yamamori: Cuando eso suceda, nos arreglaremos con los que todavía tengo guardados. También tengo algunos manuscritos en blanco y negro, ¡así que no habrá problema si se presenta la oportunidad de exhibirlos!

T: Pero no es suficiente, ¡yo quería verlos todos!



◆ Sobre el uso de referencias a la hora de dibujar.


Y: La portada del número de septiembre de la Dessert, donde se publicó el primer capítulo, era muy llamativa. ¿Qué puede decirnos sobre ese diseño?
Yamamori: Los diseñadores me enviaron un montón de sugerencias para esa portada, pero en ese entonces todavía no terminaba de asimilar a los personajes y por eso no quería dibujarlos haciendo poses. Así que escogí un diseño con mucho zoom.
Suzuki: Pero ya que sus trazos son tan limpios, todo ese acercamiento no arruinó la calidad del dibujo. Por lo general, los dibujos de manga no mantienen la misma calidad al mirarlos tan de cerca.
Yamamori: ¡Es que los dibujé en un papel enorme!
Suzuki: Me alegra que esa portada se convirtiera en un buen desafío.




T: ¿Hay algún detalle en el que piense mucho al dibujar una escena?

Yamamori: No es algo que haga a propósito, pero por alguna razón tengo el hábito de dibujar escenas nocturnas. Creo que es más fácil así, porque en la noche suelen haber menos distracciones y el ambiente se siente más privado.

T: Por favor, háblenos sobre la ropa que usan sus personajes. Cuando se encuentra de casualidad con un atuendo interesante, ¿piensa inmediatamente en ellos? ¿o es que busca detenidamente el atuendo más adecuado para cada uno?

Yamamori: En general, tiendo a buscar detenidamente lo que le queda mejor a cada uno. Es por eso que tengo revistas específicas de las que saco referencias para cada personaje, y gracias a eso mi habitación se está llenando de ellas (risas)

T: ¡Increíble! Pero ahora entiendo por qué sus personajes siempre son tan distintos visualmente. ¿Es más sencillo buscar referencias en revistas que en Instagram?

Yamamori: Si uso mi teléfono, me distraigo mirando otras cosas. Pero con las revistas, todo lo que tienes que hacer es arrancar la página que más te interesa, ¿no crees?


K: Habría imaginado que los videos son buenas referencias, ya que puedes mirar muchos ángulos distintos.
Yamamori: Distinguir los detalles en un video es más difícil de lo que uno creería. Además, yo necesito entender bien qué es lo que hace que una prenda sea bonita para poder dibujarla correctamente, y las revistas hacen un mejor trabajo transmitiendo eso. Por eso las prefiero. Por ejemplo, una revista te pinta la imagen entera, incluyendo los fondos, el maquillaje, las poses de las modelos, y además la ropa. Y cuando dibujo, me sirven incluso para tomar referencia de la paleta de colores, así que miro las revistas con más frecuencia.



T: ¿Compra sus revistas en una librería?

Yamamori: Así es. Voy a la librería a ojear las revistas y compro las que más me interesan. También entro a las tiendas de ropa para echar un vistazo, pero cuando se trata de ropa masculina, solo observo de reojo a los muchachos que veo en los restaurantes y otros lugares (risas).

T: ¿Qué referencias utiliza para las escenas que tienen lugar dentro de una escuela?

Yamamori: Fui personalmente a tomar fotos de una escuela llamada Preparatoria Riseisha, ubicada en Osaka. Para las áreas que son un poco difíciles de ver, así como la enfermería escolar, también uso libros de referencia especializados.


K: Entiendo que también visitó un restaurante de curry para obtener referencias. ¿por qué eligió específicamente un restaurante de curry?
Yamamori: Ahora que pienso en ello, ¿cómo fue que decidimos eso, Suzuki-san…?
Suzuki: ¿Por qué habrá sido...? Recuerdo que desde el comienzo tenía que ser un restaurante de curry, nada más. Lo decidimos cuando estábamos en las etapas iniciales.
Yamamori: Creo que fue porque al comienzo no teníamos un lugar concreto donde los dos personajes entraran en contacto. Y como ellos están en años distintos en la escuela, pensamos que era una buena idea añadir una ubicación donde se reunieran muchas personas, y luego se nos ocurrió que los padres de Yoi tendrían un negocio familiar… así que nos quedamos con el restaurante de curry porque los varones suelen ir a esas tiendas.
Suzuki: Oh, creo que estás en lo cierto. Luego de eso buscamos algunos restaurantes que estuvieran de moda, de esos que tienen las paredes adornadas con discos de vinilo, y entonces fuimos a tomar fotos a uno que queda en Shimokitazawa. Escogimos ese restaurante porque pensamos que era el más adecuado de todos los candidatos que teníamos, y de verdad era un lugar increíble. Pero la verdad es que todo esto pasó cuando los personajes todavía no estaban bien establecidos, así que cuando fuimos a tomar las fotos nos sentíamos un poco ansiosos porque no sabíamos si la idea del restaurante llegaría hasta el producto final, a pesar de haber pedido permiso para usarlo de referencia (risas).
Yamamori: ¡Eso es! ¡Eso fue justo lo que pasó!


K: ¡Entonces el restaurante de curry se escogió antes que los personajes...! (risas)


Y: ¿Y la ciudad también está basada en un lugar real?
Yamamori: La ciudad no. Tampoco se me ocurrió usar mi propio vecindario para la historia. Cuando te limitas a un lugar real, pierdes la oportunidad de dibujar lugares que no existen allí.

T:
Entonces la ciudad de la historia está hecha para que parezca un lugar cualquiera, ¿cierto?
Yamamori: Correcto. Eso sí, la historia ocurre en una ciudad metropolitana. Quiero que los lectores piensen “ojalá este lugar estuviera cerca de mi casa”.


◆ Sobre el tipo de romance que quiere desarrollar y el futuro de la historia.


K: En el pasado ha escrito historias que abordan el romance desde muchos ángulos diferentes. ¿Qué tipo de romance es el que intenta desarrollar en este manga?
Yamamori: Hasta ahora he escrito sobre parejas que pasan por muchas cosas antes de comenzar a salir, pero en esta ocasión quería que ellos se juntaran relativamente rápido. Pero como es la primera vez que hago una historia así, escribir lo que pasará a partir de ese punto es todo un reto para mí.


K: ¿Ya ha pensado en lo que ocurrirá en la historia a largo plazo?
Yamamori: No he pensado en nada… aunque no me gusta admitir eso aquí (risas). Yo soy el tipo de persona que trabaja con lo que tiene a la mano, así que cada vez voy pensando “bueno, ahora tiene que suceder esto~”. 


K: ¿Habrá más personajes en el futuro? Personalmente, muchas de las historias secundarias de sus trabajos anteriores me han gustado mucho. ¡Así que estoy ansiosa por leer más historias así en este manga!
Yamamori: Muchas gracias, creo que aparecerán algunos más. Disfruto mucho dibujando personajes secundarios, así que me alegra escuchar eso.

T: Hay algunas instancias de foreshadowing en este manga, como la casa de Kohaku y la familia de Yoi-chan, que todavía no han aparecido. ¿Ese tipo de trasfondo ya estaba decidido desde antes de empezar a publicar los capítulos?

Yamamori: Eso tampoco lo había pensado mucho. Tengo una idea general de las cosas, pero no he decidido los detalles de lo que sucederá. Voy haciendo la historia capítulo por capítulo, siguiendo el ritmo de las publicaciones, así que muchas veces trato de darle sentido a lo que he dibujado anteriormente.

T: En cierto sentido, usted se encuentra en la misma posición que sus lectores, ¿no es así? Me refiero a que, al leer un capítulo, cada acontecimiento es algo nuevo.

Yamamori: Así es. Siempre imagino el tipo de historia que emocionaría a los lectores, y por eso voy agregando cosas a cada capítulo pensando “creo que esto les va a gustar”.

T: ¿Hay otros elementos de este manga en los que se haya aventurado por primera vez?

Yamamori: Es la primera vez que hago al protagonista masculino con cabello claro.



T: ¿El cabello de Kohaku era distinto al comienzo?

Yamamori: No, eso siempre estuvo decidido. Hasta ahora siempre había dibujado a los protagonistas con cabello negro, y siento que le debo una disculpa al asistente que me ayuda a llenar las áreas negras, porque en mis historias anteriores lo hice trabajar mucho (risas). Además, desde hace tiempo quería dibujar a un personaje con cabello rubio platino, así que me propuse como reto hacer al nuevo protagonista con cabello claro. El problema es que el cabello negro le da intensidad a la composición de las viñetas y hace vibrar más los colores. También vuelve más fácil pintar las sombras del rostro. Otro reto de esta historia es que nunca había escrito una donde ambos personajes están en preparatoria.

T: ¿Cuáles serían algunos aspectos clave a los que los lectores deban prestar atención?

Yamamori: Lo principal sería ¿cómo van a volverse cercanos Yoi y Kohaku?. Ambos están por experimentar el amor por primera vez, así que me gustaría que prestaran atención a lo incompatibles que parecen. ¿Tú tienes algo que decir, Suzuki-san?
Suzuki: Yo quiero que presten atención a aquello que caracteriza a cada personaje. Yamamori-san está tratando de darles vida de la mejor forma posible, ya que le apasiona convertirlos en personas reales. Yo creo que lo que ella decía antes sobre no saber lo que pasará luego también significa que los personajes no cambiarán para adaptarse a la historia, sino que conocerá primero a los personajes y luego decidirá qué hacer con ellos. Por eso estoy ansioso por ver como esta historia se convierte en un drama de los que ella sabe hacer.

T: Para terminar, ¡por favor envíe un mensaje a todos nuestros lectores!

Yamamori: Este manga representa muchos retos para mí, así que haré mi mejor esfuerzo para que puedan disfrutar la historia de este par. Quiero que lo lean con muchas expectativas. ¡Gracias por todo el apoyo!

T: ¡Muchas gracias por su tiempo!

Esperamos que hayan disfrutado de esta entrevista exclusiva a Yamamori Mika. ¡Escuchamos muchas cosas que nos ayudarán a conocer con más profundidad sus trabajos!
¡Esperamos que sigan con atención la historia de Yoi e Ichimura-senpai, y también que continúen dándole todo su apoyo a Yamamori Mika-sensei!







Seguir Leyendo

2021/12/02

Wallpapers Manga Shoujo: Noviembre 2021

Hay alrededor de 40 wallpapers de mangas shoujo que se encuentran en serialización en este momento. Incluyen los wallpapers publicados por las revistas: Betsucomi, Betsufure, Betsuma, Cheese!, Margaret, Ribon & Sho-Comi.

BETSUCOMI

Called Game de Kaneyoshi Izumi


BETSUCOMI (Smartphone Version)

Called Game de Kaneyoshi Izumi


BETSUFURE (Smartphone Version)

Arashi-kun no Dakimakura de Ayu Watanabe


BETSUMA (Smartphone Version)

Taiyou Yori mo Mabushii Hoshi de Kawahara Kazune


CHEESE!

1. From Five to Nine Spin-Off de Aihara Miki

2. Naimo no Nedari no Koitachi wa de Sana Momokawa

3. Nee Sensei Shiranai no? de Aya Asano

4. Shinai Naru F he de Mio Nanao


CHEESE! (Smartphone Version)




CIAO

Doukyuusei to Koisuru Houhou de Mashiro Ooki


CIAO (Smartphone Version)

Doukyuusei to Koisuru Houhou de Mashiro Ooki


MARGARET 2021 #23

Miniamaru Kareshi de Hoshino Mizuki


MARGARET 2021 #24

Mei-chan no Shitsuji DX de Riko Miyagi


MARGARET 2021 #23-24(Smartphone Version)



RIBON

Kyuuketsuki to Bara Shoujo de Asaka Noriko


RIBON (Smartphone Version)

Kyuuketsuki to Bara Shoujo de Asaka Noriko


SHO-COMI 2021 #23

1. Jingi Naki Mukotori de Airi Sano

2. Chocolate Vampire de Kyoko Kumagai

3. You Kya no Furi Shite Yatte Mita de Adachihara Hikari & Yurie Ono


SHO-COMI 2021 #24

1. Chocolate Vampire de Kyoko Kumagai

2. Hanayome to Bodyguard de An Hanamiya


SHO-COMI X 2021 #11

1. Bungo ni Sasageru Otome de Amamiya Chika

2. Hana no Chiruran de Mariri Morineko

3. Otona no Hatsukoi de Yukimo Hoshimori


SHO-COMI (Smartphone Version)







Seguir Leyendo